Reducir embalaje


Bootstrap Case

Información de Reducir embalaje:

Reducir el uso de embalajes es siempre la primera opción para reducir los residuos de embalajes.

Se utilizan embalajes para proteger las materias primas, componentes, productos intermedios  y los productos de venta. Cualquier transporte de mercancías utiliza embalajes, que generan enormes volúmenes de residuos. No siempre se necesario embalar ni utilizar tanta cantidad de material en el embalaje, hay que plantearse como reducir su uso.

Comunicarse con tus proveedores es clave para reducir los embalajes en tu negocio. Consigue que los proveedores eliminen tanto material de embalaje como sea posible de los productos que compras antes de que lleguen a su sitio, esto implica un ahorro significativo de costes por ambas partes-

Algunas ideas de como pueden los proveedores reducir el embalaje:
  • Reduciendo las pérdidas durante la producción del embalaje - por ejemplo, utilizando tamaños de embalaje más grandes para reducir la cantidad de embalaje por volumen de producto.
  • Reduciendo el espacio vacío y los rellenos - por ejemplo, diseñando productos para que no requieran rellenos, utilizando aire como relleno para proteger productos frágiles como componentes eléctricos, retirando el aire del envase para aumentar su rigidez general o utilizando envoltura de cartón para formas complejas en lugar de burbujas
  • Reducir el peso y tamaño - La eliminación de una o más capas, la sustitución de los paquetes de  grandes por paquetes de cartón más pequeños, la eliminación de las ventanas de plástico en los envases, la no utilización de envases huecos o de doble pared salvo que sea estrictamente necesario. En general utilizar materiales más fuertes para reducir la cantidad necesaria.
  • Reduciendo el impacto ambiental - por ejemplo, utilizando envases reutilizables, materiales reciclados, adhesivos no sintéticos, madera, papel y cartón que están certificados por el Forest Stewardship Council (FSC) y considerando el uso de adhesivos sensibles a la presión por el agua ya que son más fáciles de reciclar.
  • Mejorar la eficiencia del transporte, por ejemplo, elegir formas y tamaños de embalaje que puedan optimizar el uso pallets, suministrar productos que están disponibles en forma concentrada para reducir el peso y proporcionar productos que pueden ser entregados en cajas o pallets retornables.


Embalajes:

Recomendación para reducir residuos de Embalajes :

No siempre se necesario embalar, la mejor opción para reducir residuos de embalaje siempre es no embalar. Por ejemplo transportando y recibiendo productos a granel.

Cuando no se puede evitar embalar es preferible utilizar embalajes reciclables de múltiples usos, o negociar con los proveedores retornar.

Siempre se debe intentar reducir la cantidad de material necesario, utilizar material sostenibles para embalar y reciclar los embalajes que no se puedan reutilizar.

Para poder minimizar el embalaje de residuos en su sitio, es importante entender cómo y por qué se utiliza cada embalaje. Esto puede ayudar a trabajar con los proveedores para reducir el empaque en sus productos y materiales.

 

Reciclado de Embalajes :

Reducir el uso de embalajes es siempre la primera opción para reducir los residuos de embalajes.

Las principales materias primas para la fabricación de embalajes son el cartón y el plástico.

La industria de fabricación de cartón y el plástico, debido al gran volumen de embalajes utilizados, consume enormes cantidades de materias primas y energía.

El cartón se fabrica a partir de pasta de papel, principalmente de plantaciones forestales. Las plantaciones forestales mal gestionadas compiten con bosques autóctonos y ocupan terrenos aptos para el cultivo. Se requieren enormes extensiones de terreno para fabricar el cartón que utilizamos en los embalajes.

Los plásticos se fabrican principalmente a partir productos derivados del petróleo y gas natural que son combustibles fósiles. Al final de su vida útil el plástico se quema o destruye, generando gases de efecto invernadero, CO2.

 

El principal problema de los residuos de embalajes es la enorme cantidad de materias primas y energía que se consume para  producirlos y para reciclarlos.

Los embalajes son materiales baratos y no se contempla como un material valioso que se tenga que recuperar ni medidas de ahorro.

Muchas empresas tienen la percepción de que la reducción de los residuos de envases es un ejercicio largo y costoso. Sin embargo, muchas de las herramientas y técnicas que se pueden utilizar son muy fáciles de implementar con poco costo adicional:

  • La separación de residuos sólo cuesta más si los acuerdos de subcontrato con los contratistas de residuos no se negocian adecuadamente. Los residuos de residuos mixtos son siempre más caros que los residuos de residuos separados.
  • Cuando se generan grandes cantidades de desechos, el uso de una empacadora compacta puede reducir la cantidad de residuos espaciales que ocupa. Si se compacta grandes volúmenes de productos reciclados similares puede incluso ahorrar la necesidad de un contratista de gestión de residuos, por ejemplo los embalajes de plástico puede empaquetarse para que el la empresa de reciclaje los recoja directamente.
  • El tiempo y el esfuerzo para establecer acuerdos con los proveedores para minimizar el desperdicio se verán recompensados durante la vida de su proyecto con un ahorro significativo de costes.

Se utilizan muchos tipos de materiales para fabricar embalajes, principalmente cartón, plástico, metales y madera. Cada material tiene un proceso específico de reciclaje.

Se puede fomentar el reciclaje con las siguientes iniciativas:

  • Utilizando el sistema de codificación de colores para los contenedores de residuos para garantizar que los residuos se separen eficientemente.
  • Poniéndose en contacto con los servicios de reciclaje locales para los umbrales de recolección y los precios.
  • Arreglos para la devolución de pallets al proveedor.
  • Utilizando una empaquetadora in situ para compactar papel, cartón y plástico, por lo que ocupan menos espacio y son más fáciles de almacenar, listas para reciclar.
  • Investigar el potencial de un esquema de recolección compartida para reducir costos y maximizar los niveles de reciclaje.
  • Marcando claramente los símbolos de peligro para demostrar que los envases ya no contienen materiales peligrosos y pueden ser reciclados de forma segura .
  • Enviando cualquier envase que no pueda ser reciclado a un Contratista de Gestión de Residuos con licencia, quien estará mejor colocado para decidir su destino

Otras opciones para reducir residuos de Embalajes :

Eliminar embalaje

    Eliminar el uso de embalajes es siempre la primera opción para reducir los residuos de embalajes.